Follow us on SIP Follow us on BLOGGER Follow us on FACEBOOK Follow us on YOUTUBE Follow us on TWITTER
Alertas
Estatísticas
Investigaçóes
Exija justiça

Notícias
Atividades
Documentos oficiais
Campanhas de meios
Reformas legales
Jurisprudência
Publicacoes
Vídeos
Newsletter
Links

Missão
Autoridades
Pessoal
Contate-nos
Faça sua doação
Doe Sua Voz - CD

  
México
4 de junho de 2009
Sentencian a presunto asesino de periodista mexicano
CEPET, www.libex.cepet.org

Proceso plagado de anomalías

Hiram Oliveros Ortiz, presunto copartícipe en el homicidio en el 2004 de Roberto Javier Mora García, director editorial del diario El Mañana, de Nuevo Laredo, Tamaulipas, al norte de México, fue sentenciado el 3 de junio a 16 años de prisión, en un proceso judicial en el que se denunció negligencia y otras irregularidades en la investigación oficial.

Preso en el Penal de Altamira, Oliveros Ortiz, quien ha enfrentado un proceso de más de cinco años, fue notificado de la sentencia por el juez Segundo Penal de Nuevo Laredo, José Alberto Ciprés Sánchez. Tiene derecho a apelar la resolución, primero ante el Supremo Tribunal de Justicia del Estado, y posteriormente podría acudir ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

El director editorial de El Mañana fue asesinado la madrugada del 19 de marzo de 2004, de 26 puñaladas, cuando llegaba a su departamento ubicado en la colonia Jardín. Una semana después, el 26 de marzo, la Procuraduría estatal detuvo al presunto asesino material, el estadounidense Mario Medina Vázquez, y a su presunto cómplice, el mexicano Hiram Oliveros, ambos vecinos del periodista.

Desde un inicio, las investigaciones estuvieron marcadas por irregularidades e inconsistencias, por lo que seis organizaciones —tres de ellas nacionales y dos internacionales— integraron el 15 de abril la Comisión “En Memoria”, con el propósito de dar seguimiento al caso. Entre los hechos más notables corroborados por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en el oficio QVGDG 14509 se pudo documentar que los presuntos responsables no sólo fueron detenidos sin orden judicial y presentados hasta varias horas después, sino que fueron víctimas de aislamiento y torturas, primero para acusar a un tercero como el homicida, y posteriormente para declararse culpables.

De manera irregular, durante los interrogatorios se registró la presencia de un visitador de la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Tamaulipas y un supuesto abogado defensor que habrían sido usados para avalar la confesión del crimen por parte de los indiciados, pero no brindaron a los detenidos el apoyo al que estaban legalmente obligados ni se percataron de los golpes que presentaban sus defendidos.

El arma con la que presuntamente fue asesinado Mora, no coincide con la descrita en la necropsia que realizó la Procuraduría estatal, la cual también manipuló fechas y horarios cuando acepta haber realizado diligencias ministeriales en el domicilio de los inculpados basado en la aceptación del crimen por parte de Mario Medina, cuando en autos consta que éste confesó ser el autor del crimen hasta 24 horas después. Finalmente, a menos de dos meses del crimen, el 13 de mayo de 2004, Medina fue asesinado en el Centro de Readaptación Social número 2 de Nuevo Laredo.

Es importante establecer que la Procuraduría no indagó sobre el trabajo periodístico de la víctima, los temas relacionados con la corrupción policíaca y protección al narcotráfico sobre los que trabajaba en ese momento, ni llamó a todos los testigos que podían aportar información.

Al asumir una posición respecto de la condena contra Hiram Oliveros, El Mañana destacó que Roberto Mora fue un severo crítico de la administración de Tomás Yarrington y del entonces procurador Francisco Cayuela Villarreal; “sin embargo, su trabajo periodístico y esta línea de investigación fueron hechas a un lado”. Los hallazgos de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, revelan que en las indagatorias “hubo negligencia, se alteraron pruebas y declaraciones entre otras irregularidades", pero tampoco estas nuevas revelaciones fueron tomadas en cuenta, advirtió la publicación.

El diario agregó que “queda en el aire una triple injusticia cometida en Tamaulipas: ni se ha aclarado plenamente el homicidio del periodista Roberto Mora, ni la muerte de Mario Medina García, ni se ha probado la culpabilidad de Hiram Oliveros Ortiz, aunque sí se le mantuvo cinco años preso, en un juicio que falló en ser expedito y justo… Quedan, eso sí, los daños causados a las familias de víctimas y acusados”.



6
2013
CLIQUE AQUI PARA VER AS ESTATÍSTICAS
 
Seminario
  
 
Dona tu Voz - click para ver consurso
 
 
 

Esta carta será enviada al .
 
 
Sociedad Interamericana de Prensa
Jules Dubois Building 1801 S.W. 3rd Av., Miami, Florida 33129
Tel: (305) 634-2465 Fax: (305) 635-2272
WEBSITE CONTENT © IAPA, ALL RIGHTS RESERVED.
WEBSITE BY: SILVA HEEREN, INC.